LA NECESIDAD DE LOS SERVICIOS DE LIMPIEZA PRIVADOS EN LOS STANDS DE LAS FERIAS

Asociación Empresarial de Diseño y Producción de Stands y Eventos

LA NECESIDAD DE LOS SERVICIOS DE LIMPIEZA PRIVADOS EN LOS STANDS DE LAS FERIAS

AQUELARRE LIMPIEZAS es una pyme, cuya actividad ha estado, desde sus inicios, enfocada principalmente en el sector ferial, con presencia en casi todas la ferias, grandes o pequeñas de Madrid, donde es nuestra sede, pero también a nivel nacional, e incluso en muchas del ámbito internacional comunitario.

Creemos firmemente en la excelencia de nuestro servicio y en la satisfacción de nuestros clientes, como lo demuestra el hecho de que sean ellos muchas veces quien reclaman nuestra presencia en eventos dentro y fuera de España, o el hecho de que hayamos recibido incluso ofertas para operar en Estados Unidos …, y en nuestra integración con el equipo de montaje y  el staff de los stahasnd de nuestros clientes, con los que hemos colaborado y al que nos hemos incorporado en cada evento.

No obstante, a pesar de la buena consideración que se nos tiene y la satisfacción de nuestros clientes, en la actualidad nuestra posición está pasando a ser un poco incomoda, puesto que el servicio de limpieza está pasando a estar en el punto de mira de las grandes ferias, como IFEMA en Madrid o la FIRA en Barcelona, donde los propios organizadores de la feria pretender que el servicio sólo se preste en exclusiva por su personal de limpieza, o contratado sólo a través de ellos, en cuyo caso, si se impone que la contratación de este servicio sea exclusivo con la feria organizadora, ¿qué efectos tendrá para empresas como la nuestra?, lo tenemos muy claro: para nuestra empresa sería el final de un trayecto de 19 años, a pesar de hacer un buen trabajo, a pesar de la dedicación y los esfuerzos, y a pesar de la satisfacción de los expositores y clientes…, es más, ¿qué efectos tendría esta medida entre nuestros clientes?, así y como más inmediato, al ser unilateral el servicio y no caber más prestación que la de la feria, se destruiría el libre mercado y la competencia de precios, sería un precio fijo por un servicio fijo, sin poder elegir la empresa que más me gusta en su modo de hacer, y sin poder elegir una oferta que se ajuste al presupuesto según la ocasión.

Creemos así mismo que esta medida afectará también a la atención recibida por nuestros contratistas y al servicio de limpieza, puesto que, especialmente, los últimos dos días de la construcción de stand, la estrecha colaboración e integración de nuestro servicio con el equipo de montaje, nos lleva a estar pendiente de la agilización de su realización, con un repaso y limpieza constante de los elementos que se van insertando, recogiendo los residuos de los plásticos, envoltorios y restos de elementos empleados por los montadores para dar consistencia (serrín, siliconas y pegamentos….), despejando las zonas donde se insertan las decoraciones, así como los  cristales y rótulos que se suben en altura, o anticipándonos en la limpieza de ciertos espacios o  despachos para presentación del cliente final antes de la apertura y para apreciar antes de la inauguración los posibles desperfectos o pequeños detalles que se puedan pulir antes de la apertura al público…. en definitiva, es un servicio que se presta con dedicación casi en exclusiva para cada uno de nuestros clientes, y del que estamos seguros no se va a poder prestar por parte de los servicios de los recintos feriales, que son generales, que dan un repaso o limpieza al stand y acto seguido se marchan, sin proceder a una limpieza posterior, por ejemplo, si tras terminar el stand deciden poner “un cuadro más” y caen los residuos del taladro… en definitiva, que muy difícilmente podrán ofrecer esta clase de atención, salvo que cada cliente contrate un equipo de limpieza para sus stand en exclusiva, lo que supondrá, sin duda, un elevado coste que deberán asumir si quieren las cosas como antes, sí o sí, eliminada la competencia, será una imposición en toda regla.

Este artículo ha surgido porque hace un par de días, un cliente de Barcelona, al que todos los años hemos atendido en la feria del MOBILE, después de hacernos el encargo para la limpieza en dicha feria de este año, nos ha llamado para  transmitirnos que les han dado indicaciones desde la FIRA de Barcelona, de que la limpieza de los stands sólo se puede realizar con sus propios servicios, lo que ha conllevado que nos hayan cancelado varios pedidos que teníamos ya formalizados para limpiar en dicha feria.

Nuestros servicios se han venido prestando habitualmente en el horario que las ferias permiten el montaje y junto al equipo de los montadores. Hemos intentado, y hemos cumplido, con la difícil tarea de dejar todo bien mientras de desarrollan los trabajos de construcción de stand, y posteriormente las limpiezas de mantenimiento tras el cierre al público de la feria, se hacen, en análogo sentido, en el horario establecido para los expositores. Siempre, tanto IFEMA como FIRA, nos daban autorización de una o dos horas, antes o al finalizar las jornadas, para la limpieza, cumpliendo por supuesto con la presentación de documentación de subcontratistas, con los protocolos de Prevención de Riesgo y con la Adhesión a los correspondientes planes de seguridad, y ahora ya no nos atienden los jefes de pabellón, por lo que nos preguntamos, y más aún con lo que hemos sufrido con el parón de la actividad en la era Covid, por donde esta nuestro lugar en estos tiempos, sobre todo cuando se habla del impulso económico a la nación, de “reconstruir” y de “recuperar”, está claro, que se nos deja fuera y que nos obligan o a dedicarnos a la limpieza de comunidades o de pequeños clientes, nos dejan sin nuestro mercado y tal vez nos abocan a la desaparición, planteándonos por otro lado además la siguiente pregunta: -“¿Qué otro servicio más querrán absorber en exclusiva los recintos feriales?”.

Parece ser que las Ferias cada vez quieren recaudar más y ofrecer menos, así también, ha entrado una nueva normativa de retirada de basuras de IFEMA, ya que antes, los restos de montaje, plásticos, o cartones los retiraba la propia feria, y era éste un ítem que se entendía incluido en el servicio de limpieza de los pasillos; ahora, con la nueva normativa, cada expositor o cliente tiene que contratar sus contenedores, diferenciados por cada clase de residuos, o eliminarlos por sí mismos, que es lo que hacen algunos de los montadores, se llevan los restos en sacos en sus camiones.

Son pequeños detalles, de la cadena de producción de un stand y de un evento, que van a hacer que esta industria cambie bastante y que se encarezca el precio de quienes. Son pequeños detalles, pero cada uno cuenta, y es que los pequeños detalles hacen el todo.

 

No hay comentarios

Añade tu comentario